lunes, mayo 14, 2007

Celebrando el Día de la Madre

Heme aquí de nuevo empezando la semana laboral y sumamente resfriado. Desde el sábado que ando más o menos, pero hoy amanecí definitivamente mal.

El fin de semana estuvo de lo mas entretenido con todo lo de la celebración del día de la Madre, aunque el viernes salí con mis amigos. Esto como que ya se nos hizo costumbre de ir al Suburbios los viernes. Es que lo pasamos bien allí con todo lo de las bandas que tocan en vivo. Este viernes estuvo un grupo, que me gusta mucho (los Pixels). Tienen por vocalista una galla que canta excelente. Con Iván teníamos tremendo escándalo porque queríamos que cantara Stop de Sam Brown (está incluida dentro del repertorio del grupo). En un rato nos cachó y nos hizo señas que ya venía, hasta que la cantó. Descubrí que el pub tiene página web: www.suburbiospub.cl.

Me fui a quedar a dormir a la casa de Iván, aprovechando que su mamá anda en Argentina. Los planes para el sábado eran salir temprano a comprar el regalo de mi mamá y de ahí juntarme con el Claudio para enseñarle matemáticas. Pero después del almuerzo nos dio un tremendo sueño con lo de la trasnochada (igual no fue hasta tan tarde, tipín las 4:00) que nos tuvimos que ir a dormir. Ahí se nos fue casi toda la tarde. Nos levantamos a las 7:00. Pero por suerte lo del regalo de mi mamá igual ya lo teníamos planeado, así que no demoramos casi nada en encontrarlo.

De ahí, la noche estuvo super entretenida porque nos llamó mi hermana para "invitarnos" a cenar a un restaurant (Sabores), con toda la familia, eso es mis papás, los papás de mi cuñado, la Paulina (la hermana de mi cuñado) y obviamente Iván y Yo. Lo puse entre comillas, porque en realidad las únicas invitadas eran las respectivas madres. En fin, nos juntamos a las 9:30, pero empezamos a cenar recién como a las 10:45. Se demoró un montón en estar lista la cena, pero la valió la espera, porque me comí un lomito a lo pobre, uffff, sumamente rico. La carne super jugosa, con dos huevos fritos… la dieta se fue a las pailas ahí, pero no había otra. Terminé a penas.

Terminamos como a las 12:00 pasada. De ahí el carrete continuó en la casa de mi hermana. Nos fuimos todos para allá. Igual nosotros supuestamente nos íbamos a juntar donde el Janí, pero con el cambio de planes de último momento, nunca fue. Igual bien porque yo ya me andaba sintiendo mal del resfrío. Pero lo pasamos super. Con la Paulina nos reímos un montón (primera vez que compartimos harto con ella). Nos pidió que la lleváramos algún día a la Disco o que la lleváramos al Suburbios o al Brown, porque no los conoce (dice que se quedó en la prehistoria).

Lo mas chistoso fue que al otro día, igual íbamos a tener un almuerzo familiar con mi abuela, pero cuando nos fuimos con Iván, yo entre mi alegría y lo mareado que andaba (era poco, OJO!!) invité a todo el mundo a almorzar a mi casa.

Y así fue, al otro día nos volvimos a juntar todos, más con mi Abuela y la Marcela. Comimos pastel de Choclo y parrillada (qué tendrá que ver una cosa con otra?). Por suerte mi mamá ya se imaginaba que vendrían todos, así que alcanzó para todos por suerte.

2 comentarios:

Remus dijo...

Cómo es la cosa? Tu mamá tuvo que preparar el almuerzo del domingo? Jo!
Igual bien que lo celebraran a lo gran familia gran.

Saludos!
PD: Nadie puede demorarse tanto en preparar un simple lomito a lo pobre, por muy espectacular que les quede.

Der Phönix: Vogel des Feuers dijo...

holas

Pos como que a mi eso del día de la madre no me gusta celebrar. Me parece una fecha muy artificial que sólo aprovechan los comerciantes y ya.

Pero... en gustos se rompen géneros.

Such is life!!

Saludos desde Ciudad de México

Sergio.